La función del arte es transmitir nuestros pensamientos y sentimientos, esto es bastante claro, pero no siempre se ha pensado de esta manera hasta como lo ha sido hoy en día.

En toda la historia muchas artistas fueron censuradas por expresar sus pensamientos fuera de la norma, especialmente artistas femeninas.

¿Por qué ocurría esto?

Simple, porque sus mensajes eran muy indignantes y contradictorios a la ideología de las decisiones grupales. Este problema siempre fue la principal causa del censura miento en el arte.

 

La sexualidad no siempre ha sido considerada como una blasfemia, y lentamente se ha ido detenido el considerarlo como tabú en muchas culturas. Este despertar empezó en el mundo occidental durante los años sesenta y setenta y se continúa hasta nuestros días.

Tenemos en cuenta estas percepciones cambiantes, lo que no podemos entender  es porque en museos, los curadores y la sociedad en general censuran el arte que celebra la sexualidad cuando es creado por las mujeres.

Bueno, la respuesta es simple: Poder. Las personas en el poder saben que dejar a esas mujeres expresar ese tipo de pensamiento les da el control de sus cuerpos y sexualidad.

El feminismo como cualquier otro movimiento político se ha hecho escuchar. El positivismo sexual está muy presente en los discursos populares contemporáneos de arte, pero años atrás no era así.

La pornografía y el arte erótico era más una herramienta del patriarcado en las que nadie podía tomar decisiones por ello las primeras generaciones feministas fueron por lo general censuradas y rechazadas.

Hoy en dia afortunadamente podemos hablar del arte, el sexo, el erotismo y la libración femenina y todo esto en conjunto como cualquier otro tema públicamente sin ser vistos de mala manera.

 

Por: Nydya Angel

Escribe: Redacción Lo Mixto

Información curiosa de ciencia, historia, sociales y mundo pop.