Uno de los personajes del Universo Marvel que buscaba demostrar por qué necesitaba una película propia era, sin duda, Venom; y este octubre finalmente se ha resuelto la incógnita.

 

Encontrar el balance perfecto entre todos los aspectos de la vida no es cosa sencilla, y eso ahora lo sabe muy bien Eddie Brock, el afamado periodista que ha perdido lo que más ama en su vida; y por si el caos entre la falta de equilibrio no pareciera suficiente, está por comenzar una aventura para la cual es fundamental aprender a controlar mucho más que el instinto.


SINOPSIS

 

Eddie Brock es un consolidado periodista y astuto reportero que está investigando una empresa llamada Fundación Vida. Esta fundación, dirigida por el eminente científico Carlton Drake, está ejecutando secretamente experimentos ilegales en seres humanos y realizando pruebas que involucran formas de vida extraterrestres y amorfas conocidas como simbiontes. Durante una visita furtiva a la central, el periodista quedará infectado por un simbionte. Comenzará entonces a experimentar cambios en su cuerpo que no entiende, y escuchará una voz interior, la del simbionte Venom, que le dirá lo que tiene que hacer. Cuando Brock adquiera los poderes del simbionte que le usa como huésped, Venom tomará posesión de su cuerpo, convirtiéndole en un despiadado y peligroso súpervillano.


Aunque “Venom” parecía en desventaja ante las opiniones de la crítica, la película no es en realidad tan mala como la pintan… pero tampoco es tan buena como un súpervillano de dicho calibre merece. A continuación el porqué:

 

La película va lenta, pues el contexto de los personajes y circunstancias que derivarán en la transformación de Brock en “Venom” toma demasiado tiempo de la historia. Tom Hardy, como Eddie Brock, tiene sus chispas momentáneas, aunque también toma demasiado tiempo llegar al punto en el que tiene un dominio total del ser que lo “posee” cuando de pronto ya no queda mucho por contar.

 

En algún momento de la película se tiene la sensación de estar viendo algo particularmente familiar, algo así como el meme en el que el Hombre Araña se encuentra consigo mismo, resultado de una batalla Venom vs Venom, uno “más malo” que el otro.

 

En cuestión de efectos especiales y sonoros, “Venom” no queda a deber ya que es mucha la acción que ocurre en esta película dirigida por Ruben Fleischer y también protagonizada por Michelle Williams, Riz Ahmed y Michelle Lee, y al igual que las aventuras cinematográficas de Marvel, es conveniente NO levantarse al término de la película pues las escenas post créditos son ya uno de sus sellos característicos.

 

“Venom” llega a las salas de cine este 5 de octubre y a pesar de las reservas de las críticas, la película seguramente mantendrá algo de encanto para los seguidores de Marvel, el Hombre Araña y por supuesto, Venom.

Escribe: Ricky García

Aspirante a faquir en una próxima vida; escritor, reportero y comediante (involuntario) desde 2011. Nací en Guadalajara, crecí en Zapotán (el Grande), posiblemente no me reproduzca y no quisiera morir. Amante de las anotaciones (entre paréntesis) y la imprudencia. Prensa, radio, web y televisión; quizás algún día cine (nomás que aprueben mi solicitud de empleo en Dulcería), apenas algo de lo que he hecho. No soy darks.